Honduras-Ham admite propiedad de camioneta incautada

El director del Instituto Nacional Agrario, César Ham Peña, admitió la propiedad de una de las camionetas incautadas en el sector de El Chimbo.

En un operativo coordinado por fiscales contra el Crimen Organizado y de Privación de Dominio, efectuado el pasado mes de agosto, se allanó una residencia ubicada a pocos metros de la vivienda donde reside el presidente Porfirio Lobo Sosa y su familia.

En ella se decomisaron dos autos marca Toyota, color blanco, uno modelo Prado, con matrícula PCU-4886, supuestamente plaqueada y una Land Cruiser, blindada, con placa PCK-2894, a nombre de César Ham Peña. Estas Fiscalías investigan si el caso está vinculado o no al crimen organizado.

Al conocer mediante documentación que uno de los vehículos está a nombre de Ham, la Fiscalía consideró citar al funcionario. “La Fiscalía de Privación de Dominio ha tomado la declaración correspondiente al señor César Ham, él se ha presentado a la Fiscalía a rendir su testimonio”, informó a EL HERALDO el portavoz del Ministerio Público, Melvin Duarte.

“Ha mantenido su posición que el vehículo (la Land Cruiser) no es de su propiedad, de acuerdo a la información que nos ha sido suministrada es una dispensa que él cedió, aparentemente, de acuerdo a lo expuesto por él, a otro diputado en el año 2008″, añadió.

No reveló mayores detalles para no entorpecer las investigaciones. EL HERALDO reveló en su momento que esa dispensa se vendió el 17 de enero de 2008 para introducir un carro Land Cruiser, color blanco, a un costo de 908,684 lempiras.

La camioneta entró por San Lorenzo. Esta venta le provocó un escándalo al interior del Partido Unificación Democrática (UD), al extremo que lo acusaron de corrupto porque violó los estatutos del partido, que ordenan no aceptar dispensas del Congreso y menos traficar con ello porque de esta manera se defrauda al fisco.

EL HERALDO investigó que la dispensa la habría comprado una persona de apellido Amador, residente en Olancho.

Asegurados

La residencia allanada y las dos camionetas fueron aseguradas por el Ministerio Público y asignadas a la Oficina Administradora de Bienes Incautados (OABI).

Esta oficina contrató vigilancia para el cuidado de estos bienes. El no tener la llave codificada impide movilizar uno de los vehículos a una de las bodegas de la OABI.

La Fiscalía de Privación de Dominio continuará con sus investigaciones para definir si solicita traspasar la residencia y las dos camionetas a favor del Estado. Asimismo, la Fiscalía contra el Crimen Organizado concluirá su investigación para decidir si interpone o no alguna acusación penal. fuente-http://www.elheraldo.hn

You may also like...